Saltar al contenido
Precio.club

Los mejores colchones [2020] al mejor precio

Colchones

Elegir un colchón no es fácil, porque hay muchísimas opciones distintas en el mercado. Si realmente te preocupas por descansar bien y cuidar de la salud de tu espalda, no puedes fijarte sólo en el precio, sino que deberás tener en cuenta qué colchones se adapta mejor a ti.

Para ayudarte compartimos contigo una comparativa con los mejores colchones que existen en la actualidad en el mercado, con pros e inconvenientes. Además, como sucede en el resto de páginas de precio.club, hemos elaborado una guía de compra que te facilite a resolver cualquier duda que te pueda surgir en relación a colchones.

Comparativa mejores colchones en 2020

Table could not be displayed.

Consejos para elegir un buen colchón

¿Estas buscando un colchón? Estas en la página web adecuada. En precio.club vas a encontrar la mejor solución.

Para empezar, es importante que distingas entre confort y firmeza. El confort es la comodidad que sientes cuando estás sobre el colchón, y la firmeza el grado de sujeción que éste presta a tu cuerpo. Sabiendo esto, te damos una serie de claves para acertar en tu elección:

  • ¿Cómo duermes? Si duermes boca arriba, necesitas apoyo en la nuca y base de la columna. Un colchón de firmeza alta evita que esas partes se hundan en el colchón. Si duermes de lado, la columna debe permanecer recta. Un colchón de firmeza media se amoldará al contorno de caderas y hombros, sin dejar de dar apoyo al resto del cuerpo. Si duermes boca abajo, necesitas más soporte en el cuello y en la base de la columna. Prueba con alguno de los colchones menos firmes.
  • ¿Te mueves mucho? Si la respuesta es sí, necesitas un colchón algo más firme que te permita girarte sin esfuerzo. En un colchón blando, te hundirías demasiado.
  • ¿Cuanto mides? El colchón debe ser al menos 10 cm. más largo que tu estatura. Además de esto, puedes elegir entre varias tecnologías. Para ello, tienes que tener en cuenta la composición del colchón. Está formado por el núcleo, el relleno y el tapizado.
  • En cuanto al relleno, es la parte que favorece el confort. Se sitúa sobre el núcleo, y puede ser viscoelático, de látex o fibra textil. Elige siempre rellenos hipoalergénico para favorecer un descanso saludable.
  • En cuanto al tapizado, tiene que ser de tacto agradable, confortable y que permita la durabilidad del producto. Puedes encontrarlos con tratamientos adicionales, como hipoalergénicos, anti-humedad o anti-estrés.
  • Por último, la base que actúa junto al colchón para proporcionar un buen descanso. Puedes elegir una base tapizada, que además de dar soporte, aporta estética. Base de arcón, una solución muy prácticapor el espacio adicional de almacenaje. O somier fijo o articulado, que al no prestar un apoyo rígido, proporciona mayor flexibilidad y confort.

Ahora solo hace falta que te decidas con uno de los mejores colchones que incluimos en la comparativa de mejores colchones 2020.

Recuerda además, que en algunos casos puedes elegir tu colchón con medidas especiales, puedes pagarlo a plazos, envío gratuito e incluso una vez que te lo entreguen puede que te retiren el antiguo.

¿Qué tipo de colchones existen el mercado?

En función del nucleo, existen 4 tipos de colchones:

  1. Colchones de muelles: el núcleo central está formado por un bloque de muelles ya sean de hilo continuo, ensacados o bicónicos. Dentro de los colchones de muelles, destacamos los ensacados, ya que suelen ser más flexibles al tratarse de muelles independientes embolsados que se adaptan a la silueta del cuerpo acompañando tus movimientos. Los de hilo continuo aportan gran consistencia y firmeza. Y los bicónicos, son muelles independientes con forma de doble cono que aporta firmeza media.
  2. Colchones de espumas HR: están formados fundamentalmente por espumas de rápida recuperación, muy transpirables y ergonómicos. Existen muchos tipos de colchones de espuma. Es importante distinguir las de alta calidad.
  3. Colchones de espumas viscoeláticas: es un material muy sensible a la temperatura corporal por lo que no es aconsejable para los más calurosos. Ejerce sobre el peso la mínima presión posible. Y es importante tener en cuenta la densidad. A mayor densidad, mayor adaptabilidad.
  4. Colchones de látex: tanto naturales como sintéticos. Es un material flexible, adaptable, ergonómico y muy resistente a la deformación.

Consejos para mantener tu colchón en buen estado

En precio.club os vamos a dar algunos consejos para mantener el colchón en buen estado y así mejorar tu descanso.

El mantenimiento de nuestro colchón es fundamental para conservarlo y que nos pueda durar por unos cuantos años.

Con estas pautas que te brindamos, vas a lograr conservar el colchón en buen estado y alargar su vida útil.

  1. Para mejorar la higiene, es recomendable airear el colchón diariamente. Así evitarás que tu colchón tenga bacterias. Consejo: antes de hacer la cama, retira los juegos de cama (manta y sábana), abre las ventanas y permite que la habitación se airé de 5 a 10 minutos. Una buena ventilación siempre se agradece.
  2. Cambiar de posición al menos 4 veces al año. En muchos modelos de colchones es recomendable dar la vuelta al colchón al menos 4 veces al año. Con el pasos de los días, el colchón se deteriora y al voltearlo lo que hacemos es reducir ese deterioro. Ojo, en el caso de algunos colchones, debemos girarlos sólo de pies a cabeza y cada seis meses.
  3. Usar un cubrecolchón o protector para evitar que el colchón se ensucie y humedezca. Mi recomendación es usar un tipo de funda que deje la parte baja al aire libre. Así vas a conseguir mantener la zona ventilada y malos olores. Un modelo de funda transpirable 100% algodón.
  4. Usar una buena base. El colchón debe reposar sobre una buena base firma y transpirable y que cuente con las mismas medidas que el colchón.
  5. Limpiar el colchón. Para mantener en buen estado el colchón es recomendable limpiar la superficie cada 15 o 30 días la superficie del colchón. Y deber tener cuidado a la hora de mover el colchón. Para ello usa las asas que suelen estar en los laterales, sin forzar esquinas y laterales.
  6. Evita que los peques salten sobre el colchón. Es importante, para su mantenimiento, no saltar ni ponerse de pie sobre el colchón. Ya sabemos que no es lo normal, pero hay niños que se ponen a saltar y pueden desformar el colchón. Además que una caída también puede provocar un accidente innecesario.

Cómo secar un colchón que se ha mojado

En este apartado te vamos a explicar qué hacer si se os moja o mancha vuestro colchón.

Para que te hagas una idea, la vída que puede tener un colchón ronda los 10 años. Como hemos explicado en el apartado anterior, más allá de posibles deformaciones (que ni mucho menos son habituales en los colchones de calidad) la principal razón por la que uno debe cambiar el colchón cada cierto tiempo es la higiene.

A medida que pasa el tiempo el colchón va acumulando suciedad, polvo. Se puede manchar, mojar, etc. Para evitar dañar el colchón nuestra recomendación es usar un cubrecolchón de calidad. Uno que sea impermeable y transpirable.

No obstante, en cualquier casa, conviene saber qué debemos hacer en caso de que nuestro colchón se haya mojado o ensuciado.

Si tu colchón se moja o se mancha, debes intentar secarlo de inmediato o quitar la mancha de inmediato, antes de que sea más complicado. Es importante hacerlo rápido ya que así evitarás que aparezcan hongos y bacterias. No cometas el error de darle la vuelta al cochón como si nada hubiera pasado. Dañará el colchón y te será imposible encontrar una solución que no sea depositarlo en la basura.

Si se te ha mojado el colchón, sigue los siguientes pasos:

  1. Cubre la zona mojada con toallas secas y limpias. No frotes muy fuerte. Tan sólo presiona y repite cuantas veces sea necesario hasta que la zona se vea seca.
  2. En el caso de que sea agua, seria suficiente con esto. Sin embargo, si la mancha es pis o cualquier otra sustancia, habrá que tomar otras medidas para eliminar la mancha. Más abajo se explica cómo hacerlo.
  3. Para la limpieza del colchón, es fundamental leer las instrucciones de uso. Pon en práctica las pautas del fabricante y no inventes, que te puede salir caro. Usa aquello que se pueda usar, y no uses aquello que pueda dañar el colchón.
  4. En caso de que no recuerdes dónde pusiste las instrucciones, humedece un trapo con jabón neutro y frota con cuidado para eliminar la mancha.
  5. Por último, para secar el colchón intenta dejarlo en un sitio donde ambas caras queden al aire.

Aviso importante: no uses bajo ningún concepto el secador de pelo o ventilador por lo siguiente:

  • Ayudan a propagar las baterias y a amarillentar la mancha.
  • Daña los materiales con los que se ha fabricado el colchón.

¿Cómo proteger tu colchón?

En este apartado vamos a hablar sobre cómo proteger tu colchón.

Los colchones tienen una vida media de 10 años. A lo largo de ese tiempo se van acumulando millones de agentes patógenos perjudiciales para la salud. Los científicos han advertido que los deshechos y material fecal de los ácaros, que se acumulan en el colchón, son los causantes de la aparición de muchas alergias. Por otro lado, el sudor y posibles percances con líquidos, especialmente en los colchones donde duermen niños, son un gran riesgo para la integridad de nuestro colchón. Si un colchón se moja, se acumularán malos olores. Aparecerán hongos y los materiales del colchón se oxidarán y se degradarán más rápido. Por ello, nuestras recomendación es proteger nuestro colchón con un buen cubrecolchón, como indicamos anteriormente.

Usa cubrecolchón

Un buen cubrecolchón algarará su tiempo de vida, mejorará su higiene y minimizarás los riesgos de que se moje.

Al igual que colchones, existe una gran multitud de modelos de cubrecolchones y fundas para tu colchón. Como en otras ocasiones hemos dicho, lo barato resulta caro. Por lo que os recomendamos invertir un poquito más en algo que realmente merezca la pena. Un cubrecochón de calidad, que recoja las siguientes características:

  • Debe ser impermeable 100%.
  • Que sea además transpirable.
  • Suave al tacto.
  • En caso de tener piel sensible, asegúrate de comprar uno válido para ello.
  • Que absorba la humedad y elimine la posibilidad de que crezcan bacterias y hongos

Cómo quitar el olor a humedad de un colchón

Valoración: primero tienes que valorar el estado del colchón, si es algo leve o reciente podrás eliminar el olor a humedad con algunos trucos.

Pero si está dañado o hay presencia de hongos o moho, quizás sea mejor tirarlo y comprar uno nuevo, de preferencia uno que tenga materiales anti-moho.

Y ahora te explicamos cómo limpiar tu colchón:

Si has decidido que sí puedes recuperar tu colchón, tendrás que limpiarlo a fondo para quitar la humedad.

Existen productos para limpiar colchones y desinfectantes especiales, pero si no dispones de estos productos, existen algunos remedios caseros.

Bicarbonato

Tiene propiedades secantes, antisétpticas y antibacterianas, ideales para absorber la humedad y eliminar microorganismos. Este método sirve para colchones de cualquier material.

Mezcla 40 g de bicarbonato de sodio, 250ml de agua oxigenada y 3 o 4 gotas de jabón neutro líquido.

Con un atomizador, aplica la mezcla sobre el colchón, deja que haga efecto hasta que se seque completamente. Posteriormente frótalo con un cepillo para retirarlo o pasa una aspiradora y deja que se ventile durante unas horas antes de volver a usarlo.

Vinagre blanco

Es perfecto para desinfectar y eliminar olores, puedes rociarlo con un atomizador directamente y dejar que se seque y ventile.

Si hay manchas o el olor es muy fuerte, aplica un poco de bicarbonato y luego rocía el vinagre encima, produciendo una efervescencia que permitirá una mejor desinfección.

Vapor

Para deshacerse de la humedad, es necesario eliminar todas las partículas que la causan y una de las mejores formas es usar vapor.

Pasa el vapor por todo el colchón, sigue las instrucciones de la máquina y luego colócalo cerca de una ventana o sécalo para que se ventile.

Ventilación

Si el olor es leve, antes de limpiar el colchón puedes sacarlo para que se oree bien, de preferencia en un día soleado.

Así conseguirás quitarle el olor a humedad, pero si este persiste tendrás que usar alguno de los trucos previos.

Tips para quitar la orina de un colchón

Aquí te dejamos algunos trucos para quitar la orina de un colchón:

Lo primero que debes hacer es retirar las cobijas del colchón manchado y lavarlas en agua caliente con detergente.

Lo más efectivo será utilizar un producto limpiador específico para eso, sigue las instrucciones y limpia o aspira los residuos.

Bicarbonato

Mezcla bicarbonato de sodio con un poco de agua y ponlo en la zona manchada, cubre el colchón un plástico grande y deja que actúe de 6 a 8 horas.

Pasado este tiempo, retira el plástico y aspira el bicarbonato, después rocía el colchón entero con spray desinfectante.

Si aún sigue manchado, mezcla 1 litro de agua oxigenada, 1 taza de agua y 1/2 taza de bicarbonato, espárcela sobre la mancha y deja reposar 30 minutos, retira la mezcla y deja secar al aire.

Vinagre blanco

Como indicamos anteriormente, el vinagre es un producto perfecto para desinfectar y eliminar tanto manchas como bacterias.

Mezcla dos tazas de vinagre blanco, dos tazas de agua tibia y cuatro cucharadas de bicarbonato.

Lo mejor es poner la mezcla en un atomizador, rocía donde está la orina y limpia con un trapo.

Shampoo

Los jabones que usamos para el cabello pueden ser idóneos para quitar las manchas y eliminar el olor, echa un poco de shampoo en la mancha.

Frota con un paño o esponja hasta que elimines la espuma.

Después deja el colchón secando al sol o si lo prefieres puedes usar una secadora de cabello o un ventilador para acelerar el proceso.

Limpiador de vapor

los limpiadores de vapor son excelentes para limpiar ya que retiran bacterias y suciedad acumulada.

Además, es una forma ideal de retirar los restos de orina seca y el olor que pueda haber en el colchón.